15 Jul

Cómo ser resolutivo en 5 pasos

Las personas más altamente eficaces son caracterizadas por tener una vida, no necesariamente una vida completamente controlada y segura, pero si con planes y con objetivos que cumplir, cosa que solo entenderás si eres una persona segura de ti misma.

No siempre es sencillo ni mucho menos fácil poder conservar ese tipo de equilibrio con tu vida sin que afecte; tu autoestima, tu estado de ánimo actual, la forma en como percibes el mundo y lo más importante, tu motivación.

Pero siempre hay una forma de mantenerse fuerte ante todo lo que puedas tener que afrontar en tu carrera rumbo a tus deseos y anhelos. En esta oportunidad te damos los secretos fundamentales para no desfallecer ante las dificultades que esto supone.

1.- No precipitarse

Cuando las adversidades se te presenten es muy importante que ante todo mantengas la calma. Es muy fácil decirlo y nada de hacerlo, pero debes aprender a hacer de esta virtud tu mejor aliada durante toda tu vida.

El poder conservar tu cabeza fría, te dará la oportunidad de decidir el mejor rumbo ante una dificultad que puede parecer que, es el fin de un camino. No la hagas una práctica casual, adóptala como estilo de vida.

2.- Análisis de la situación

No todo esté perdido una vez que has leído o recibido el primer comentario que pueda arruinar el único plan o propósito que tenías. Siempre hay más opciones y más vías, pero cuando no, hay más posibilidades.

Fracasar es doloroso pero necesario, pero te llevará al éxito y lo hará dándote una experiencia que pocos tendrán y que muchos aprecian. Por lo que aunque pierdas en algo, siempre hay cosas positivas que sacar de ello aunque no lo parezca y te harán mejor comerciante, persona y ser.

3.- Planificar la respuesta

Si tienes la oportunidad de tomar decisiones, trata de tomarte una buena cantidad de tiempo para elegir la más adecuada. No siempre lo más barato es lo mejor, puesto que a veces es lo que termina saliendo más caro. Y no siempre lo más caro o difícil significa menos ganancias.

Trata de reservar tiempo para tus investigaciones y profundiza, no limites tu búsqueda a nombres. Usa terminología, trata de indagar en las posibilidades y si algo no te ofrece detalles que has notado que podrían ser importantes, opta por una opción que sí te los ofrezca.

4.- Toma de decisiones

Si ya has tomado muy en cuenta el paso anterior y haz agotado todas las posibilidades para evitar tus dudas o caer en incertidumbres, considérate en el momento oportuno de tomar una decisión.

La toma tiene varios puntos en los que, entre más inflexión de cada propuesta, mejor es. Para ser más claros, ten en cuenta:

Ganancia o aspectos positivos, posibles fallos o problemas que puedan conferir la opción, disponibilidad, riesgo, tiempo en que se obtendría lo esperado, entre otras cosas.

Mientras menos tengas que ceder en función de lo que quieres conseguir es la forma en cómo decidirás a optar por una opción u otra.

5.- Control

Una vez haz hecho una perfecta ejecución de los pasos anteriores a este, es fundamental que tengas en cuenta que este último paso supone una etapa completamente destinada a la observación, recopilación y manejo de información.

Ello supone que debes estar muy bien situado en los puntos anteriores y fijar tu atención en ver y saber si tus acciones anteriores corresponden, ayudan y permiten el logro de los objetivos y metas que has trazado.

No obstante, en ocasiones es imprescindible que hagamos acto de aparición para interferir en el proceso y cerciorarnos de primera mano que todo va “viento en popa”. A veces solo es cuestión de corregir o aclarar, más es necesario.

El proceso de control está muy adaptado para y dirigido a ofrecer en todo momento una sola cosa por encima de su funcionalidad base o bien llámese, resultado. Y es que este proceso se hace para darle a su operador y encargado, una experiencia adquirida e inigualable en lo que representa el histórico de una situación.

Además de esto, supone una auténtica oportunidad de lo que representa ser un líder y de emplear el liderazgo dentro de una compañía, organización, fundación o causa compartida.

La fase de control es completamente determinante dentro de la repetición del proceso. Esto es algo que no solo es aplicable a una ocasión o un conjunto de las mismas.

Este tipo de sistematización metodológica es aplicable a toda una infinidad de situaciones, ya que la misma está extraída y basada en comportamientos del área de estudios sociales dentro de la especialización administrativa.

Por lo tanto, al haber leído esto, tienes una de las mejores armas para afrontar problemas, mediar situaciones o lograr triunfar en un entorno cualquiera.

22 May

Un gesto vale más que mil palabras

comunicacion no verbal

20La comunicación no verbal es un factor de gran peso en nuestras vidas que, a veces, no valoramos con la debida importancia que se merece. Existen muchísimos ámbitos en los cuales nuestros gestos o las reacciones que emite nuestro cuerpo juegan un papel primordial: esto sucede en diferentes áreas de nuestro entorno profesional y personal, tanto en el modo en cómo nos ven las otras personas como la manera en cómo nosotros consideramos (y valoramos) al resto.

En nuestro entorno personal, sin ir más lejos, nuestra comunicación no verbal muchas veces se encarga de expresar, ya sea de forma intencionada o no, cómo nos encontramos en una situación concreta o qué queremos conseguir. Un número importante de partes de nuestro cuerpo se encargan de enviar señales que, si el interlocutor tiene cierto conocimiento al respecto, podrá interpretar para reconducir la comunicación de la forma más indicada. Factores como la sinceridad (desviar la mirada cuando se está diciendo una mentira, tartamudeos, respiración más acelerada o aumento de la transpiración) o como la simple expresión de encontrarnos cómodos en cualquiera que sea la situación en la que nos encontramos (sin posturas tensas, en una pose relajada) son fáciles de analizar si sabemos comprender algunas de las señales que emite nuestro cuerpo o el de nuestro interlocutor.

Yendo más allá de nuestra zona de confort, existen otros terrenos en los que la comunicación no verbal puede jugar un factor decisivo en el desarrollo de la situación. Por ejemplo, en una entrevista de trabajo: mostrar una actitud segura y relajada servirá para que nuestro entrevistador se lleve una buena impresión de nosotros y nos ayude en el proceso de selección, más allá de nuestro currículum profesional. Muchas veces no nos damos cuenta, pero emitimos un sinfín de señales que indican que nos encontramos inseguros y nerviosos, lo cual no nos beneficia: los brazos cruzados, los tics incontrolables como tocarse el cabello constantemente, frotarse las manos o moverse constantemente son signos inequívocos de esto. Por esta razón, en la medida de lo posible, es importante controlar algunos de estos impulsos, mantener el contacto visual con el entrevistador y colocarnos en una postura erguida.

Generalmente, sonreír también ayuda a mejorar la impresión que generamos a nivel comunicativo; en los medios de comunicación, por ejemplo, la postura y expresión de los presentadores de los informativos también están muy medidas para transmitir confianza y neutralidad. Las sonrisas dan lugar a expresiones graves cuando las noticias tratan sobre temas serios y, cuando estamos presenciando algunas noticias o partes meteorológicos en los cuales los presentadores se encuentran de pie, vemos como la mayoría de las veces las manos acompañan el discurso, enfatizando los puntos más importantes y dando una mayor entidad a lo que se está explicando. Y eso sin entrar en el mundo de la ropa, otro factor que se tiene muy en cuenta para transmitir sobriedad y una actitud formal de cara al espectador, tanto en el estilo como en los colores empleados.

En definitiva, la comunicación no verbal representa un factor crucial en un gran número de ámbitos de nuestra vida. Aprender a dominar ciertos gestos para proporcionar una imagen más favorable o saber captar determinados estados anímicos son sólo algunas de las ventajas de entender este tipo de comunicación, a veces incluso más elocuente que lo que se expresa mediante el uso de la palabra.

28 Abr

Como vencer el miedo

¿Eres de las personas que tienen un sueño anhelado o algún deseo que rara vez te empeñas en lograr? Si es así, debes saber que no eres la única. La mayor parte de las personas no emprenden ninguna acción para lograr sus sueños ya que la imagen mental de dicha meta les resulta abrumadora y temen al fracaso.

Como vencer el miedoEste debilitante temor al fracaso impide que la gente al menos intente lograr el éxito. Para volver las metas y los deseos una realidad, debemos dividirlos en tareas más pequeñas que sean razonables y  fáciles de concretar. Cada paso – por pequeño quesea – es un pequeño logro que nos motiva a dar otro y otro más. Pronto, el temor que nos había estado persiguiendo disminuye y nuestra confianza en nosotros mismos aumenta.

Conocí a una persona que a sus veinte años tartamudeaba y no podía comunicarse con fluidez. Evitaba pedir direcciones, contestar el teléfono, hablar con los empleados de las tiendas, incluso hasta cuando se trataba de pedir un simple café. Las tareas cotidianas más simples que la mayoría de la gente da por sentadas le resultaban insoportables. Estaba frustrada, temerosa y enojada. Llegó a comentarme que las palabras que rondaban su mente y no podía expresar le resultaban agobiantes. Quizás la peor parte de su caso era que la gente tiende a hacer suposiciones incorrectas de lo que le ocurre a la gente y que tartamudear no es sino señal de incompetencia.

Leer más

11 Mar

Los principios del éxito

El éxito es algo que rara vez ocurre “de la noche a la mañana”, por ello debes estar preparado para el largo viaje que te tomará el exitoso logro de una meta.  No estoy diciendo que no puedas ser exitoso en un breve periodo de tiempo sino que debes estar preparado en caso de que te tome más tiempo del que hubieses querido.  El éxito tiende a retrasarse pero esto no significa que debas preocuparte o creer que jamás llegará. 

Los principios del éxitoEs importante que tengas un plan a largo plazo, en el que puedas revisar y monitorear tu progreso. Si no estás obteniendo ningún resultado, entonces debe cambiar de plan o modificarlo de modo que consigas eso que estás deseando lograr. Pero además de tomarte un tiempo para planear y de ser paciente, necesitarás implementar cuatro principios que te ayudarán en tu camino hacia el éxito.

Leer más

24 Feb

Hábitos de la gente exitosa

Soy de las personas que piensan que para poder pensar como una persona exitosa, también tenemos que tener los hábitos de la gente exitosa. Debemos ser conscientes de que la distancia entre conseguir el éxito o quedarse en el intento es mínima. Debemos tener en claro que la diferencia entre conseguir lo que deseamos y por lo que luchamos y que constancia de intentarlo es mínima, pero resulta un elemento fundamental. No obstante, también debemos estar consciente del entorno que nos rodea, así como de identificar nuestros defectos y virtudes. Nadie, ni la gente exitosa, es perfecta. Todos tenemos defectos pero lo importante es saber identificarlos y tratar de transformarlos en virtudes.

Hábitos de la gente exitosaAunque la definición de “exitoso” varía dependiendo de la persona, es muy sencillo colocarle esa etiqueta a la persona a la que parece irle siempre bien y logra que las cosas resulten como espera. Sin embargo,  el éxito que percibes no llegó solo y así como esa persona, tú podrías  usar ciertas técnicas o acciones específicas para poder avanzar en dirección a tus metas y, eventualmente conquistarlas.

Leer más