04 May

Como alejar las malas vibras

A menudo, solemos encontrar a nuestro alrededor personas de nuestra propia familia o círculo social cuya cercanía  resulta emocionalmente agotadora.  Es preciso tener cuidado de esto, ya que sus actitudes son dañinas, contagiosas y debemos saber como alejar las malas vibraciones.

Como alejar las malas vibras La negatividad se perpetúa a sí misma, trae consigo insatisfacción y altera nuestros pensamientos. Y cuando la mente está llena de negatividad, la felicidad nos resulta mucho más difícil de obtener. La actitud positiva consiste en cómo se afrontan las situaciones que la vida nos presenta. No hay que confundirlo con el optimismo o con pensar que todo saldrá siempre bien.

Pero, ¿cómo podemos protegernos de estas actitudes negativas?

A continuación te presento seis manera que encontrarás útiles para tu auto defensa.

–          No tomes la negatividad de otras personas como algo personal. La mayoría de las personas negativas no se comportan así solo contigo, sino con todas las personas con las que interactúan. Aún cuando la situación parezca personal – incluso si ese alguien te insulta directamente – no tienen nada que ver contigo. Recuerda que lo que otros dicen y hacen, así como las opiniones que tienen se basan enteramente en su auto reflexión.

–          Pasa más tiempo con gente positiva. Eres la persona promedio de las personas con las que pasas tu tiempo. En otras palabras, te convertirás eventualmente en la persona con quien pasas más tiempo y que tiene un mayor impacto en ti. Si estás rodeado de personas cínicas u negativas la mayor parte del tiempo, a la larga te volverás cínico y negativo también.  ¿Quien eres  y quien deseas ser se ve reflejado en la clase de compañía que tienes? Comienza a pasar más tiempo con personas amables, inteligentes, motivadas y con ideales afines. Las relaciones deben ayudarte, no hacerte daño.

–          Rodéate de personas que representen la clase de persona que deseas ser. Elije amigos de los cuales te enorgullezcas de conocer; gente que te admire, que te quiera y respeta. Gente que haga tus días un poco mejores de lo que pueden llegar a ser.

–          Sé el positivismo que deseas ver en el mundo. Qué mejor manera de hacerlo que predicando con el ejemplo. No es posible que salvemos el mundo nosotros solos, pero se puede hacer del mundo un mejor lugar si predicamos con el ejemplo, siendo conscientes de que cada quien debe proteger el espacio positivo  que lo rodeo. Hacer cosas tan simples como hablar de los eventos diarios positivos, los amigos y las aficiones en amenas y breves charlas con las personas negativas de nuestro entorno harán una notoria diferencia ya que con esto, estarás desarmando su negatividad, incluso sin es solo durante un rato.

–          Cambia tu manera de pensar. La única cosa que nadie te puede quitar es la manera en que responder a lo que los otros dicen y hacen. El problema no son los acontecimientos negativos en tu entorno, sino la manera en que reaccionas a esto, ya que tienes la entera libertad para elegir qué actitud tomar ante las circunstancias dadas. Quejarte, culpar y criticar no van a cambiar en nada la situación. No siempre es fácil encontrar la felicidad en nosotros mismos, pero también es imposible de encontrar en otro lado. Independientemente de la situación a la que te enfrentes, tu actitud es tu elección. Recuerda que, no puedes vivir una vida positiva si se tienen una actitud negativa. Cuando la negatividad controla tus pensamientos, limita tu comportamiento, acciones y oportunidades. Si te das cuenta de lo poderosos que son tus pensamientos, no volverás a darle un poder equivocado a un pensamiento negativo nuevamente.

–          Céntrate en las soluciones. Por lo general, la gente negativa utiliza la negatividad como una barrera que les permite protegerse del mundo, ladrillos que podrías convertirse en soluciones para mejorar su vida. En lugar de crear muro, identifica las soluciones. No insistas demasiado en lo que salió mal, mejor comienza a pensar en el siguiente paso a seguir. Invierte tus energías en avanzar hacia una resolución positiva. Recuera que cuanto te concentras en las soluciones, por pensar y actuar de manera positiva, estarás ahuyentado la negatividad en tu vida.

Ten presente que para mantener una buena actitud, la música y la literatura pueden ser tus aliados. Leer libros inspiradores y escuchar música relajante son dos actividades que te ayudarán aquellos días en que hayas perdido motivación o inspiración. Además de estas actividades, el deporte puede ser un gran aliado para descargar tensiones a la vez que consigues sentirte mejor por el ejercicio realizado. Corre cada mañana o cada tarde, busca un lugar agradable donde hacer ejercicio y hazlo sin presiones.